Aplica a las mejores Universidades y Escuelas de idiomas en la República Checa

Servicio profesional y personalizado

Estudiar en República Checa


Por qué estudiar en República Checa

Es un pequeño país en el corazón de Europa, pero desde el momento en que llegas a Praga, su belleza te dejará sin aliento. ¿Qué puedes esperar? ¡Una bienvenida muy cálida! En República Checa, encontrarás amigos fácilmente, ya sea saliendo a bailar, al teatro, a un concierto, o simplemente pasar una tarde charlando con una cerveza checa de renombre. Por último, pero no menos importante, los checos tienen un sentido del humor irónico muy especial del que te enamorarás.

¿Por qué elegir República Checa?

1. Uno de los mejores sistemas educativos de Europa.

La alta calidad y la tradición de la educación y la investigación checas son ampliamente reconocidas, especialmente cuando se trata de estudiar ciencias, ingeniería o medicina en República Checa. La Universidad Charles en Praga, la capital del país, fue fundada en 1348 y es la universidad más antigua de Europa Central. La Comisión de Acreditación y el Ministerio de Educación, Juventud y Deportes de República Checa son responsables de evaluar la calidad de los diversos aspectos de la educación superior.

2. Clases casi gratuitas si estudias en checo.

Sea cual sea tu nacionalidad, si estudias un curso que se imparte íntegramente en checo en una institución pública o estatal en República Checa, las tasas de matrícula son casi gratuitas, de acuerdo con la ley del país. Los costos de admisión son los únicos costos de inscripción que tendrás que realizar, a menos que decidas extender tus estudios más allá de un cierto tiempo de duración, para tomar un curso diferente al que solicitaste originalmente o estudiar en un idioma diferente al checo.

3. Más de 60 universidades con programas únicos.

Las instituciones de educación superior checas ofrecen cursos interesantes sobre temas que tal vez no encuentres fácilmente en otros países, brindándote una perspectiva particular y un conocimiento específico en ciertas áreas. Además de los cursos generales de pregrado, muchos estudiantes eligen República Checa para realizar sus programas de Maestría y Doctorado, o incluso una especialización a corto plazo, centrada en disciplinas innovadoras o más tradicionales.

4. Ubicación geográfica privilegiada.

Debido a la ubicación en el corazón de Europa, estudiar en República Checa significa tener un "boleto gratis" para viajar y descubrir una gran parte del Viejo Continente. Además de los pintorescos pueblos checos, los países vecinos (Austria, Alemania, Polonia y Eslovaquia en la frontera, muy cerca de Suiza, Hungría e Italia) son tentaciones turísticas imperdibles a las que se puede acceder fácilmente desde una ubicación centralizada como en República Checa.

5. Bajo costo de vida

Además de los beneficios educativos, vivir en República Checa también es más accesible que en otros países europeos, especialmente en comparación con Reino Unido, Francia o Alemania, en lo que a gastos diarios se refiere, desde comida y alojamiento hasta transporte público.

6. Riqueza cultural.

En el corazón de Europa, República Checa es un país que atraviesa muchas culturas de diferentes orígenes. Mientras estudias y vives en República Checa, encontrarás huellas de la historia de las comunidades eslavas, germánicas y judías, que desempeñaron un papel influyente en la creación de la cultura y el estilo de vida centroeuropeo. Visitar museos, visitar cafés literarios, entrar por casualidad en iglesias y catedrales antiguas, caminar por áreas históricas: esto será parte de tu rutina diaria mientras estudias en República Checa, complementando tus clases y tu vida social con tus nuevos amigos internacionales.